viernes, 28 de agosto de 2009

¿QUE ES LA AROMATERAPIA?



La aromaterapia es una rama de la medicina alternativa que utiliza los aceites esenciales de ciertas plantas como método terapéutico para promover la salud en procesos físicos y anímicos.

Estos aceites esenciales provienen del mundo vegetal. Son substancias volátiles del metabolismo de las plantas que guardan el aroma y que son segregadas por determinadas células. Su composición química es muy variada y compleja, con un alto valor terapéutico.

Son esencias altamente concentradas, caracterizadas por su ligereza y fina textura, extraídas de flores, hojas, tallos, cortezas, raíces, frutas, resinas y musgos de árboles, hierbas y plantas. La cantidad de aceites esenciales contenidos en cada uno de estos recursos es muy pequeña, se necesitan muchas plantas para obtener estos aceites.

Los efectos terapéuticos de los componentes orgánicos se logran mediante la inhalación o aplicación directa de estos aceites esenciales.

HISTORIA

Aunque el término aromaterapia es relativamente moderno, a través de la historia encontramos que todas las culturas han utilizado los aromas.

Tratados en medicina con mas de 5000 años de existencia, nos relatan el uso de las esencias en el lejano oriente. En uno de los antiguos manuales de medicina, escrito en el año 2000 a.C., el emperador chino Kiwang-ti describía las propiedades curativas del ruibarbo y la granada.

Los Egipcios utilizaron los aceites esenciales para efectos curativos, cosméticos y en la preparación de los cuerpos inertes para su preservación en el viaje a la eternidad. Los jeroglíficos dan cuenta de que los sacerdotes egipcios , médicos de la época, prescribían mirra como anti-inflamatorio.

Griegos y Romanos fueron desarrollando los conocimientos y se sabe que ambas culturas daban gran importancia a los placeres de la vida en los cuales se incluía el uso de las esencias aromáticas. El griego Teofrasto escribió un tratado relativo a los olores, en el cual analizaba los efectos de los distintos aromas en el pensamiento, el sentimiento y la salud.

También el sabio Hipocrates, padre de la medicina moderna, escribe en sus tratados los poderes de sanción de las esencias de plantas aromáticas.

Fueron los Árabes, en el siglo XI, quienes rescatan los conocimientos grecolatinos. Abu Ibn Sina conocido en occidente como Avicena, perfecciona el arte de la destilación de los aceites esenciales de las plantas.

En época medieval Hildegard Von Bingen, escribió su tratado sobre herbolaria dando especial importancia a las hierbas aromáticas como la lavanda.

Durante los siglos XVI y XVII mas de 100 aceites esenciales fueron utilizados en la investigación de formulas de medicina tradicional.

A principios de este siglo, el químico francés Rene M. Gottefosse, conocido como el padre de la aromaterapia, constata las poderosas propiedades antisépticas y curativas de los aceites esenciales, y demuestra que la estructura molecular de estos aceites permite que la piel absorba sus sustancias grasas. En su trabajo publicado en 1928, sostiene que con la inhalación de ciertos aromas era posible aliviar estados de ansiedad y depresión.

En los años 50 del pasado siglo, Jean Valnet médico y presidente de la Societe Francaise de Phytoteraphie, contribuye con sus investigaciones a la aceptación médica. Escribe en su libro Aromatheraphie, testimonios de casos curados por medio de la aromaterapia. También Marguerite Maury, considerada pionera de la aromaterapia olisca, desarrolló un masaje especial aplicando aceites esenciales en las terminales nerviosas.

En la actualidad las investigaciones científicas han comprobado los efectos terapéuticos de los aceites esenciales y su uso se ha convertido en una opción alternativa de salud.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada